Seguinos en Facebook Twitter
Muy Nublado Muy Nublado10 °C
Arroyo Seco

Arroyo Seco: Fue asaltado y golpeado por motochorros en calle San Martín

Se presentó en la comisaría. Luego del robo, el damnificado radicó la denuncia en la seccional 27ma. Foto: Archivo AD

Se presentó en la comisaría. Luego del robo, el damnificado radicó la denuncia en la seccional 27ma. Foto: Archivo AD

01/06/2018

Bruno, es empleado de una panadería y siendo cerca de las 12:30 horas se dirigía caminando de regreso a su hogar cuando fue interceptado por dos ladrones que se movilizaban en una moto 110 cc.

El joven de 25 años que es de Rosario y hace alrededor de 1 año que vive en Arroyo Seco; comentó que todo ocurrió sobre calle San Martín, entre Humberto Primo y Colón. Contó que observó a sujetos que pasaron en moto mientras iba caminando y sospechó que se trataba de malvivientes; por lo que enseguida se apresuró a esconder entre sus ropas su celular y parte de la documentación personal que guardaba en su billetera. El pálpito no le falló y en un par de segundos, luego de dar una vuelta a manzana, los desconocidos regresaron y se dirigieron directo hacia donde él estaba, uno bajó de la moto y lo primero que hizo fue darle un golpe de puño en el rostro y le pidió dinero.

Bruno no dudó y rápidamente le entregó su billetera que contenía algo de efectivo. Querían más pero él no llevaba más efectivo encima. Tras esta situación que duró un santiamén y de la que, aparentemente, no hubo testigos, finalmente el sujeto que lo amedrentó, volvió a subir a la motocicleta y ambos huyeron.

La víctima comentó que estos dos individuos estaban con el rostro descubierto y que no recuerda haberlos visto con anterioridad. Dijo que a la moto en la que andaban, le faltaban “las cachas”.

Luego de esto y después de llegar a su casa, dio aviso de lo sucedido a sus familiares y a su patrón. Más tarde, se presentó a radicar la denuncia en la seccional 27ma y por la tarde asistió a la clínica para que lo revise un médico. El muchacho revestía “una contusión” en la cara producto del golpe recibido.

Fuente: Arroyo Diario

Comentar